Lugares con una importante vida nocturna

diferentes actividades nocturnas

En nuestro interesante mundo existen varias ciudades que parecen nunca dormir. En ellas la actividad nocturna atrae a muchos turistas quienes buscan la posibilidad de pasar buenos momentos y un poco de diversión.

Entre estas ciudades con mayor vida nocturna encontramos a El Cairo (capital de Egipto), Montevideo, Beirut, Málaga, Zaragoza, Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Buenos Aires, Londres, Paris, Nueva York.

En estas ciudades podemos encontrar una gran actividad durante las 24 horas del día. Un experto en analizar el comportamiento de estas ciudades es Marion Roberts, profesor de diseño urbano en la Universidad de Londres. El considera que la ampliación de las actividades las 24 horas tiene sus aspectos positivos pero también los negativos. Es positivo ya que la extensión de los horarios posibilita la ampliación de la economía.

Lo negativo es que: “En el Reino Unido, Europa y Australia, gran parte de su ’24-hourness ‘ha sido acerca de la ampliación de entretenimiento – que tiene [desventajas] de habitantes de las ciudades del centro a menos que se gestiona correctamente” agregando que “Sin embargo, se generan más puestos de trabajo, actividades y solidaridades sociales.

Uno de los problemas de mantener a las ciudades despiertas toda la noche es la gran cantidad de ruido, tráfico y excesos que ocasiona. Por ejemplo, en Washington DC donde se está viendo esta nueva tendencia muchos ciudadanos y gobernantes se han demostrado en contra ya que consideran que podría llegar a aumentar la delincuencia.

Otro punto que se analiza es la fuerza de trabajo que se desempeña durante la noche. Los trabajadores del turno de la noche son mucho más propensos a tener problemas de sueño, trastornos gastrointestinales, problemas metabólicos, cáncer, diabetes, depresión y otros problemas serios vinculados a la salud. “Nuestros cuerpos y nuestros cerebros están diseñados para funcionar durante el día y descansar por la noche“.

Cuando se interrumpen los ritmos circadianos naturales, que afecta la memoria, el tiempo de reacción, la concentración, la motivación y los patrones de sueño, y puede causar fatiga crónica.

Vía | BBC
Foto | Flickr – Sarihuella

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR